Cerca:

Mitjà:

Any:

El Ayuntamiento expondrá el PEPRI durante 45 días, el máximo fijado

El plan del Cabanyal se aprobará con menos edificación y más zona verde

2014-07-23Publicat per:
El «acuerdo político» entre el Ministerio de Cultura y el Ayuntamiento de Valencia empieza a tomar forma. El Consistorio presentó ayer la modificación del Plan Especial de Protección y Reforma Interior (PEPRI) para el barrio del Cabanyal que fue paralizado en 2009 –por orden de la ministra de Cultura socialista Ángeles González Sinde–, por considerar que suponía expolio. Ayer, el vicealcalde y concejal de Grandes Proyectos, Alfonso Grau, argumentó que «la propia orden ministerial del Ejecutivo de Zapatero decía que había que adaptarse, y eso es lo que hemos hecho».

La modificación del PEPRI, en este sentido, supone la realineación de fachadas en paralelo al mar como caracteriza a la trama histórica, tanto dentro como fuera del ámbito catalogado como Bien Interés Cultural (BIC). Además, se reducen las alturas de los edificios situados en la prolongación de la avenida Blasco Ibáñez, que pasan de cinco a tres plantas de altura.

Todo ello implica una merma de edificabilidad en todo el BIC que culmina con una ampliación de las franjas verdes que pasarán a tener 22 metros. Este ensanche responde a la agrupación de la calzada, que suma catorce metros en total. Asimismo, se añade la Lonja de Pescadores y la entonces denominada Fábrica de Hielo al Catálogo de Bienes y Espacios protegidos del PEPRI original.

El plan renovado pasará por el pleno del Ayuntamiento esta semana y, posteriormente, permanecerá durante 45 días en exposición pública, para conceder el tiempo «necesario» para su «estudio» y la «presentación de las alegaciones que se estimen oportunas», explicó el vicealcalde.

Rechazo de la oposición
Una vez concluido el plazo, el plan podrá ser remitido al Ministerio de Cultura para que se pronuncie al respecto. «La primera medida que nos gustaría que el Gobierno central tomase, una vez completado el proceso, es el levantamiento de la suspensión de licencias», comentó Grau.

El gobierno local pretende que la zona «se pueda rehabilitar» para conseguir «sacar de la parálisis al barrio del Cabanyal lo antes posible». Para ello, el renovado plan es «absolutamente respetuoso con la la trama histórica del barrio».

La respuesta de la oposición fue inmediata. El portavoz del PSPV, Joan Calabuig, calificó el nuevo PEPRI de «simple maquillaje que no evita el expolio» y amenazó –de nuevo– con emprender acciones judiciales cuando finalice la exposición pública, porque consideran que se está «incumpliendo la ley a sabiendas». A su juicio, el proyecto del PP «destruye 600 edificios y, en definitiva, la trama urbana del barrio contraviniendo las sentencias judiciales».

Por su parte, Esquerra Unida considera que se «obvia y casi se esconden las sentencias que echan por tierra el original PEPRI». Por ello, pedirán a la Conselleria de Infraestructuras que, una vez reciba este plan, «subrogue las competencias del Ayuntamiento de Valencia en materia de urbanismo para aplicar la orden ministerial».

<- Volver a Prensa